Las empresas prefieren no participar en BMV

Durante la última década, el mercado de valores mexicano no logró superar la barrera de los 150 emisores cotizados. Hay algunas empresas que cotizan en bolsa, algunas se retiran de la lista y otras están en proceso de retirada.

En 2005, se cotizaron 154 estaciones en la bolsa de valores, frente a las 135 de 2010. Hay 145 en 2018, 144 en la actualidad,

Este año, cuatro emisores retomaron sus planes de retirarse de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV): Ingel, propietario de la marca MacMa Cookie; Cadena de Farmacias Benavides (Bevides); General de Seguros (Genseg) y productor de papel Bio Poppel.

“Hay una variedad de razones por las que una empresa debe cotizar en bolsa, y estas son decisiones que toman los accionistas debido a sus estrategias comerciales”, explicó Jacobo Rodríguez, director de análisis financiero de la independiente Wall Street Capital Mexico (BWC). .

Existen algunas razones por las cuales empresas, como la fabricante de toallas Hilasol, pueden decidir dejar la BMV debido a reestructuraciones corporativas, fusiones o adquisiciones o quiebra, que aún no ha terminado con su salida.

Otras razones son los emisores extranjeros que migran su inventario a un sistema de cotización internacional (SIC, mercado global, valores extranjeros cotizados), como Citigroup.

En 2010 135 empresas cotizaron en la bolsa de valores local y en 2015 el universo llegó a solo 136 emisores.

2020 cerrará con 141 estaciones, el mercado reabrió este año, entraron dos empresas, luego de que se convirtió en un desierto a partir de noviembre de 2017, se registró la lista definitiva.

Pequeño mercado

En la última década se han registrado 26 OPIs, pero también se han registrado pérdidas, ya que según registros de la Bolsa de Valores, al menos 20 emisores se han despedido de la BMV. “Con la salida de estas empresas disminuirá el número de opciones de inversionistas y el mercado de valores será más pequeño, que ya es pequeño”, explicó Jacobo Rodríguez.

READ  La negociación de futuros de agua en Wall Street comenzará esta semana en medio de temores de escasez de recursos naturales.

Sin embargo, las fallas recientes “no tienen un gran impacto en el mercado porque son emisores con potencial de mercado bajo y mediano, por lo que también hay sesiones donde no registran actividad.

Rodríguez dijo que estos casos recientes fueron aislados para que no hubiera una pérdida masiva de vidas debido a la situación financiera o la actual crisis de salud.

La semana pasada, Papel anunció que registraría su participación en BMV luego de estar listada durante 26 años, sin dar razones. Sus títulos cotizan a 48,69 pesos y antes de su retiro su valor de mercado era de 14,118 millones de pesos. Desde 2005, sus acciones han alcanzado un máximo de 52 pesos y un piso mínimo de 92 centavos.

Bio Poppel es un fabricante mexicano líder de papel blanco, periódicos, cajas de cartón corrugado, cuadernos, bolsas y derivados y es reconocido por la marca Scribe. Tiene operaciones en México, Estados Unidos y Colombia y cuenta con 35 plantas, 14 centros de acopio y un centro de distribución.

GeneSage, una compañía de seguros fundada hace 48 años y enfocada en los sectores automotriz, de accidentes, vida, salud y agricultura, optó por retirar su participación de BMV.

La decisión forma parte de sus planes de reestructuración corporativa, en los que Geneseg y su filial Patria formarán un grupo asegurador liderado por Pena Verde como holding de compañías aseguradoras cotizadas.

Las acciones de Genseg subieron de 14,61 pesos a 91 pesos en 2006, con una capitalización bursátil de 3,120 millones de pesos. Para su remoción, el emisor compró 380.026 acciones en circulación de 530.711, que esperaba adquirir mediante una oferta pública de adquisición lanzada el 20 de octubre.

READ  Máscaras faciales, máscaras y respiradores engañosos, según Profico

Como no pudo adquirir todas las acciones, creó un fideicomiso para comprar los 150.685 títulos restantes a 90,54 pesos la unidad.

La aseguradora planea sus despidos a partir de 2019 y cuando relanzó sus planes el mes pasado, el grupo de control lanzó una nueva oferta pública de adquisición forzosa por el 1,55% de las acciones que no tenía, ofreciendo un pago de 90,54 pesos por habitante.

Pharmacia Benavides, otra empresa con planes de desinvertir en BMV, lleva a cabo una oferta pública de adquisición (OPA) desde 2014. Su cotización es de 17 pesos. Sin embargo, ha mostrado un bajo potencial de mercado. Su valor de capitalización es de 6,950 millones de pesos.

Varios campos

Otra estación que fue abolida en la última década fue Rassini, un fabricante de autopartes. Según We Por Moss, “el precio de sus acciones no reflejaba el valor básico del mercado de valores mexicano”.

Las interacciones del grupo financierro retiraron sus acciones luego de la fusión con Banorte, Santander España trasladó sus documentos al SIC, aunque Santander México cotiza en la BMV.

Casa Saba, que tiene una participación en Pharmacias Benavides, fue cancelada en junio de 2013, aunque se suspendió en mayo de 2013. Ese mismo año, la empresa minera First Majestic Silver Corp canceló su registro.

Otras empresas que dejaron de cotizar son Carso Infraestructura y Construcción (CICSA), Nutrisa (luego de la adquisición de Grupo Herdez), Monex Casa de Bolsa, Grupo Usasel, así como Grupo La Moderna, Telmex, Universidad CNCI, etc.

El antiguo propietario de la marca de galletas Mac Ma está en proceso de exclusión de la lista, que se suspendió desde 2012 y no se cotiza en el mercado de valores desde 2010.

READ  Cómo pasar de 102 a 400 megapíxeles a través de Fujifilm GFX 100 y software

[email protected]

Recommended For You

About the Author: Yazmin Gago

"Practicante de televisión sin remordimientos. Adicto a la cultura pop. Fanático de las redes sociales. Amante de la comida".

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *